Cóctel de boda

Una boda no es una boda si no hay barra libre. Sube de nivel tu evento e impresiona a los invitados con unos cócteles distintos. Mientras los novios se echan las fotos, entretén a tus amigos y a tu familia con unas bebidas únicas. Regala a tus invitados un poco de valor en forma de copa y enseguida se animarán a salir a la pista de baile.

Muchos de los cócteles más tradicionales se pueden personalizar para las bodas. Reinventa las recetas con adornos y frutas frescas. Añade aderezos distintos para tus bebidas favoritas y ponles nombres de los invitados a la boda. Prepara una divertida happy hour de cócteles para que empiece la fiesta.

Elige algo con un licor que te guste o de un color a juego contigo. Elige sabores que vayan con el estilo de la boda. ¿La boda es en el exterior? Opta por algo con notas florales. ¿Es rústica? Dale fuerte al sirope y prepara cosas con más cuerpo.

¿Es en verano? Refresca a los invitados con un ligero cóctel de champán. ¿Se celebra en otoño? Es la excusa perfecta para preparar algo con calabaza y nuez moscada. Hay infinidad de opciones para celebrar un día inolvidable.

Sirve estos cócteles con servilletas o cocteleras personalizadas para que los invitados recuerden siempre este momento. Lo mejor de crear un cóctel especial para ese día es que siempre podrás recrearlo. Recuerda tu boda preparando tus bebidas favoritas y saboreándolas mientras miras las fotos de aquel día. Con solo unos sorbos te inundarán los recuerdos de este día lleno de amor y alegría.

No importa qué tipo de boda elijas, un buen cóctel personalizado hará que sea aún más especial. Da el sí quiero a unos cócteles deliciosos para celebrar una fiesta inolvidable.

Da el “sí quiero” a uno de estos deliciosos cócteles